Ir a…
RZFansen Google+RSS Feed

Primera victoria a domicilio (Rayo Vallecano 1 – Real Zaragoza 2)


Y a la décima fue la vencida. El Real Zaragoza logró ayer su primera victoria como visitante en Vallecas, tras un partido muy serio en la primera parte y tener la suerte de cara en la segunda. El equipo despide 2016 llamando a las puertas de la zona de play-off.

El exjugador zaragocista Jorge Valdano dijo en una ocasión que el fútbol es un estado de ánimo. Hace dos jornadas, tras la dolorosa derrota en Cádiz, daba la impresión de que a este equipo se le escapaban, un año más, todas las opciones de luchar por el ascenso a Primera División. Pero esta categoría tan igualada siempre da oportunidades para recuperar el terreno perdido, y los pupilos de Raúl Agné no han desaprovechado las suyas. Después de una victoria trabajada ante el Oviedo, el Real Zaragoza se presentó en Vallecas dispuesto a confirmar las buenas sensaciones y con el objetivo de llevarse los tres puntos consigo.

Agné volvió a ajustar la alineación, colocando un 4-4-2 sobre el césped con Isaac en el lateral derecho y Dongou acompañando a Ángel en la línea de ataque, en detrimento de Manu Lanzarote. Cani ocupó el espacio del catalán en la banda derecha, mientras que Xiscu repitió titularidad en la izquierda, y esta vez jugando el partido completo. Con estos dos delanteros, el Real Zaragoza consiguió desarbolar una y otra vez la defensa local. Sobre todo gracias al gran trabajo de Ángel, quien supo aprovechar muy bien los espacios entre las líneas del Rayo Vallecano para canalizar el fútbol ofensivo de su equipo.

Sin embargo, pese a llevar el peso del partido en la primera parte, y de ser manifiestamente superior a un rival que se atascaba continuamente en la delantera pese a la mordiente de Miku y Javi Guerra, el Real Zaragoza no lograba crear auténtico peligro. La primera ocasión destacada fue para los locales, en un disparo del lateral Quini que buscaba la cepa del poste y que fue detenido por un Irureta muy seguro, fortalecido por los resultados tras su regreso. Xiscu dio la réplica pocos minutos después tras recibir un pase de Ángel, pero no pudo superar a Gazzaniga. El Rayo solo vivía de las internadas por la banda de Isaac, poco apoyado por Cani en tareas defensivas. El descanso llegó con el empate inicial en el marcador y buenas sensaciones en los maños.

Gazzaniga desbarata la gran ocasión de Dongou al inicio de la segunda mitad

Rubén Baraja ajustó mejor las cosas de cara a la segunda mitad, lo que se tradujo en un control más ordenado sobre Ángel, y en un Rayo más incisivo. Sin embargo, la primera bala la tuvo el Zaragoza. Tras un córner embarullado, que el Rayo no supo despejar, Dongou tuvo la ocasión de rematar a bocajarro, pero Gazzaniga pudo despejar in extremis impidiendo el primer gol. La ocasión más clara la tuvo Javi Guerra, quien tras regatear a Irureta envió la pelota fuera con la portería vacía, aprovechando una pérdida de balón del equipo maño. El asistente anuló un gol a Dongou por un fuera de juego muy ajustado, difícil de ver.

Agné dio entrada a Morán para atar el centro del campo, y una lesión de Isaac obligó a sustituirlo por Bagnack. En un partido de guante blanco, Marcelo Silva vio la amarilla por una aparatosa falta. Cuando Lanzarote se preparaba para saltar al césped de Vallecas, Dongou trató de filtrar un balón hacia Ángel por medio de una nube de jugadores rayistas. Ángel fintó para deshacerse del marcaje de Dorado, pero no pudo evitar que Álex Moreno llegara a tocar el balón para quitárselo de los pies. El esférico se dirigió hacia Gazzaniga, quien prefirió no arriesgar un posible libre indirecto cogiendo el balón con las manos y decidió despejarlo con el pie, con la mala suerte de que un bote inesperado impidiera su contacto, y terminara alojando mansamente el balón en sus mallas.

Este gol fue un jarro de agua fría para el equipo entrenado por Baraja, y el Real Zaragoza sacó provecho de ello. Durmió el ritmo del partido y gestionó muy bien su ventaja, y además se encontró con un regalo inesperado por parte del colegiado. En un balón largo de José Enrique, Quini y Xiscu pugnaron por él en el interior del área, y al ver a Xiscu caer el colegiado señaló un inexistente penalti. Ángel no lo desaprovechó y marcó el 0-2 a breves minutos del final. La victoria no corría peligro, y el penalti señalado en el descuento sobre Javi Guerra no cambió eso. De hecho, lo peor no fue que el propio Guerra convirtiera la pena máxima y estableciera el definitivo 1-2, sino que Marcelo Silva vio su segunda amarilla y se perderá el partido ante el Girona por sanción. ¡Feliz Año a todos!

Ficha técnica:

Rayo Vallecano: Gazzaniga; Quini, Dorado, Zé Castro, Fran; Aguirre, Trashorras; Embarba (Manucho, 78), Alex Moreno; Miku (Piti, 74) y Javi Guerra.

Real Zaragoza: Irureta; Isaac (Bagnack, 69), Marcelo Silva, Cabrera, José Enrique; Zapater, Javi Ros (Morán, 64); Xiscu, Cani; Dongou (Lanzarote, 74) y Ángel.

Árbitro: Arias López (Comité Cántabro). Expulsó a Marcelo Silva por doble amarilla (71 y 92). Amonestó a Gazzaniga (84) y Morán (92).

Goles: 0-1, min.73: Alex Moreno, en propia puerta. 0-2, min. 84: Ángel, de penalti. 1-2, min. 93: Javi Guerra, de penalti.

Incidencias: El día en Madrid fue frío, pero con sol y temperatura llevadera, 9 grados. Ya de noche, el termómetro descendió hasta los 6. El césped, en irregulares condiciones, con algunas zonas de calvas. En las gradas, alrededor de 8.500 espectadores, de ellos 450 zaragocistas.

Dongou pasa a Ángel en lo que terminará siendo el primer gol maño

Compartir:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Etiquetas:

Una Respuesta “Primera victoria a domicilio (Rayo Vallecano 1 – Real Zaragoza 2)”

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies